RECURSO ELECTRÓNICO: Consumir menos, vivir mejor: Ideas prácticas para un consumo más consciente

 

   LODEIRO, Toni, Consumir menos, vivir mejor: Ideas prácticas para un consumo más consciente, Tafalla: Txalaparta, 2008, 500p.

A veces salirse de esta dinámica es muy difícil, ya que falta tiempo o apoyo, bien porque se sienten solos e incomprendidos, o por falta de ideas e información. Este libro ayuda a encontrar cientos de pequeñas y grandes ideas que podemos realizar para que nuestro día a día se vaya pareciendo cada vez un poco más a nuestros deseos.

Este libro aporta.
- ideas prácticas que puedes aplicar en tu día a día: en casa, trabajando, al hacer la compra, lavando la ropa, al irte de vacaciones...
- contactos con personas, empresas, asociaciones, con las que compartir tu viaje; y referencias de revistas, libros, páginas web...
- movimientos alternativos como la agricultura ecológica, las cooperativas de consumo consciente, la inversión ética, la economía social y solidaria, la bioconstrucción, las ecoaldeas, el software libre...
- claves que te ayuden a entender y llevar mejor la “movida” emocional que nos produce cambiar cosas de nuestra vida, más cuando algunos de estos cambios suponen querer vivir “a contracorriente”.
- reflexiones afiladas, preguntas radicales (que buscan la raíz), crítica de las falsas alternativas:
¿Es de verdad sostenible el “desarrollo sostenible”?, ¿el desarrollo tecnológico nos va a permitir consumir como hasta ahora sin dañar el medio? ¿Todo lo que nos venden como bio, eco o solidario realmente lo es? ¿Qué hay de alternativo en el “hipermercado” de dietas, terapias, cursos, y espiritualidades varias?

Aunque hay muchas publicaciones (libros, artículos, guías prácticas, webs...) sobre consumo responsable, vida sana, lo que caracteriza a este libro frente a los demás es su mirada “radical” (que busca las raíces de los problemas) y crítica con las falsas alternativas, su atención especial a las emociones y las relaciones personales, y un intento de unir placer y ética, huyendo de posturas moralistas. Porque nos lanzaremos al cambio si nos sirve para vivir mejor, y cualquier intento de “salvar el planeta” fracasará si no nos aporta más que sacrificios y renuncias.